post top

martes, 4 de octubre de 2016

"ME MANTUVE SIEMPRE POR LA ÉTICA"

Carlos Márquez, vocalista de Los Forasteros, afirmó que nunca abandonó la agrupación por una cuestión de códigos. "Siempre me han inculcado el respeto y el agradecimiento", expresó, en conversación con Cumbia de la Pura.





Su historia musical comenzó en 1996, en la zona sur del conurbano bonaerense. Márquez se desempeñaba como cantante de un conjunto de la localidad de Glew.

"Le habíamos puesto Los Luceros Colombianos. Queríamos hacer una cumbia con la onda del Cuarteto Imperial o Los Wawancó", recordó.

Hasta que se acercó el productor Carlos "Taru" Sosa, en la búsqueda de un vocalista para un nuevo proyecto tropical.

"En la banda había un amigo de él. Estaba buscando un cantante. Tuve la suerte de que confió en mí", valoró Márquez.

Sosa se había acercado con el respaldo de la discográfica Magenta. Su intención era formar un grupo idéntico a Los Charros

"Ellos estaban buscando a alguien que imite a Daniel Cardozo. Pero no me llamó la atención, no me gustó. Yo no iba a imitar a nadie", declaró el vocalista.

Pese a la negativa, Márquez fue seleccionado. Y se transformó en el líder de Los Forasteros, la agrupación que aun representa.

"Pasaron 20 años. Hemos vivido cosas impresionantes. Hemos recorrido el país", describió.

Y explicó los motivos por los que nunca abandonó el grupo y se lanzó como solista.

"Me mantuve siempre con Forasteros por la ética y los códigos. Siempre me han inculcado el respeto y el agradecimiento. El Taru es como mi hermano: fue el que me descubrió, me lanzó y me dio la oportunidad. Me sentiría muy mal si le suelto la mano. Iría en contra de mis principios", puntualizó.


Los Forasteros editaron su primer disco en 1996, titulado Eres, a través de la discográfica Magenta. Abajo, al medio de la portada, se lo ve a un joven Carlos Márquez. "Tuve la suerte de que confiaron en mí", declaró.


El éxito de Los Forasteros se expandió por diferentes regiones de la Argentina. Pero su terreno más fértil es la zona del Litoral.

"Pienso que la música nuestra es muy querida en Formosa, Chaco, Corrientes, Misiones, Entre Ríos y parte del noreste de Santa Fe. La gente nos sigue aceptando", manifestó.

Márquez nació en Lanús Oeste y se crió en Villa Fiorito, en la provincia de Buenos Aires. Sin embargo, su vinculación con el Litoral es tan firme, que hace un tiempo, se mudó a Misiones. Se instaló en el municipio de Candelaria, a solo 27 kilómetros de la ciudad de Posadas.

"Hace 6 años que estoy viviendo allá con mi señora. Estoy muy contento con la gente, los amigos que he entablado, familias muy buenas. Es tanto el cariño que se me hace imposible irme", consideró.


Una postal de Los Forasteros, versión 2016. La agrupación cumple 20 años y se mueve con fuerza en el Litoral argentino.


Incluso, el vocalista se involucró con algunas agrupaciones locales de música tropical. Se convirtió en el padrino artístico del grupo Cumbia Norteña. Y también de Los de 100pre, con quienes grabó la canción Palabras del alma.

"Me gusta darle la oportunidad a todos aquellos que no pudieron alcanzar su meta. Hay chicos que no tienen la oportunidad de grabar o conocer un estudio. Siempre me arrimo a todos aquellos que me precisan. Me gustaría que puedan alcanzar lo que un día busqué", deseó.

Escuchá la nota completa acá:



La entrevista fue realizada en vivo en la tarde del sábado 16 de abril de 2016.

5 comentarios:

Archivo del Blog